El periodo de canjes de la NBA llega a su clímax y no son pocos los equipos que ven en él la última chance de rescatar la temporada. Claro ejemplo de ello son los Chicago Bulls quienes, desde el séptimo lugar de la Conferencia del Este, tendrán que decidir que plan seguir de aquí al jueves, y toda, o casi toda, decisión gira en torno a un solo nombre: Jimmy Butler.

Aunque no es nueva la posibilidad de que el escolta de 27 años abandone la ciudad de los vientos, en esta ocasión no es solo el interés de los Celtics y su oferta de tres jugadores y una selección de primera ronda, lo que pone en duda la continuidad en Chicago del 21 de los Bulls, sino el mismo rendimiento actual de Butler y, sobre todo, el diseño de equipo que se pretende.

Y esque los Bulls pareciera están ante la decisión de tomar dos caminos totalmente distintos: Utilizar lo que tienen y diseñar un equipo en torno a Butler obteniendo los mejores acuerdos por activos que parece claro saldrán de la institución como: Nikola Mirotic, Taj Gibson y Doug McDermott. O tomar un camino más dramático con visión a mediano y largo plazo, canjeando al medallista olímpico de Río 2016 por tres buenos jugadores y una selección de primera ronda, acabando con todo lo que huela a Thibodeau y ¿Comenzando el derrumbe de los Alphas? en la búsqueda de una rápida reconstrucción. Sacrificando quizá la actual temporada en la que si bien tienen posibilidades de llegar a los playoffs también pareciera que con el nivel mostrado poco podrían hacer ante Lebron y los ‘Cavs‘ o incluso contra los Boston Celtics.

Para el jueves, cuando cierre el periodo de canjes, los Bulls tendrán que tomar la decisión más adecuada, confiando en que el camino que hayan elegido entonces no los aleje del anillo que tanto anhelan.

 

Anuncios